¿Por qué usar un soporte lumbar? Te mostramos toda la verdad

07 de Julio del 2017

¿No te decides a comprar un soporte lumbar para la oficina o el auto? Aquí te mostraremos toda la verdad del porqué comprar un soporte lumbar.

En la actualidad, el desarrollo de la tecnología ha traído como consecuencia el aumento de las horas de trabajo diarias en la oficina. Es común que los trabajadores latinoamericanos pasen más de 40 horas semanales en la oficina frente al computador, lo que puede desencadenar muchos males en la espalda, principalmente en la zona lumbar.

  1. ¿Por qué usar un soporte lumbar?

  2. Soportes lumbares en sillas ergonómicas

  3. Historia del soporte lumbar

¿Por qué usar un soporte lumbar?

En la mayoría de los cacos, los trabajadores se sientan al borde de las sillas de oficina, inclinados hacia delante. Lo que propicia la perdida de la alineación correcta de la columna y como consecuencia los músculos de la espalda se ven forzados a trabajar más de lo normal para compensar la falta de soporte óseo, así como la sobrecarga de tejidos blandos, en particular tendones y ligamentos.

Descubre: 15 ENFERMEDADES DE INTENSO DOLOR CAUSADAS POR MALAS POSTURAS

 

Cuando alguien permanece en esa posición durante mucho tiempo en la oficina se produce fatiga, sensación de incomodidad, a menudo seguida de dolor de espalda, tensión muscular en hombros, cuello y dolor de cabeza.

Además, la mala postura causa mayor presión sobre la parte inferior de la espalda, en particular sobre los discos intervertebrales pudiendo causar hernias discales e incluso estenosis del canal vertebral por la desalineación y derrumbamiento de la pelvis.

Soportes lumbares en sillas ergonómicas

La mayoría de las sillas ergonómicas de alta calidad, ya tienen integrado el soporte lumbar necesario para tu espalda. Sin embargo, si tu silla de oficina no te brinda el respaldo que necesitas, es indispensables que adquieras un soporte lumbar independiente.

Historia del soporte lumbar

Robin Mckenzie fisioterapeuta neozelandés, hace alrededor de 50 años descubrió por lo que se puede catalogar como una casualidad, la importancia del soporte lumbar o más específicamente la importancia del mantenimiento de la lordosis (curvatura de la espalda a nivel lumbar) en la patología lumbar. 

McKenzie olvidó a un paciente con lumbociática acostado en una camilla, de forma que quedaba en decúbito prono (tumbado boca abajo) y en hiperextensión de columna lumbar. Al percatarse del olvido y acudir a la sala donde el paciente se encontraba, se sorprendió al escuchar que era la primera vez en semanas que su dolor había desaparecido. A partir de ese momento, comenzó a desarrollar su método de diagnóstico y tratamiento, en el que el autotratamiento y la corrección postural son los pilares fundamentales.

Descubre más en nuestro post: 6 ejercicios para fortalecer la espalda que debes conocer

 En relación a la corrección postural en sedestación (posición sentada), varios estudios han analizado diferentes soportes lumbares y su influencia en la postura y sintomatología del usuario. Pero ninguno valoraba su efecto tanto en sujetos sanos como en pacientes con dolor lumbar, ni reportaba medidas cuantitativas de los cambios.

Un reciente estudio realizado por la Doctora Diane E. Grondin, profesora del The College of Chiropractors of Ontario (CCO) , buscaba determinar si un soporte lumbar con unas características concretas, con un masa de apoyo lumbar combinada con una cavidad que permite acomodar la masa de tejido blando de la parte posterior de la pelvis, es más efectiva que una silla de oficina estándar para promover una postura neutral y mejorar subjetiva y objetivamente la medida del confort.

En este estudio se midieron en 28 varones sanos y con dolor lumbar los efectos tras estar sentados 30 minutos en silla de oficina estándar y con el citado soporte. Se colocaban sensores electromagnéticos lumbares que medían los grados de curvatura, así como sensores que registraban los cambios de presión en la superficie de la silla para el apoyo glúteo, valorando el confort según el radio que estas presiones se alejaban del centro de apoyo. Además, mediante una Escala Analógica Visual se informaba del confort subjetivo.

Los resultados indicaron el principal efecto en el cambio de la postura lumbar. El apoyo con el soporte lumbar se situaba mucho más cercano a la posición neutra que la silla estándar. La medida de los puntos de presión mejoró significativamente. Sin embargo, los cambios subjetivos en la comodidad de los estudiados no eran apreciable.

¿Cómo funciona un soporte lumbar?

 El soporte lumbar, ofrece un respaldo adaptado a cada usuario, llenando el espacio existente entre la parte inferior de la espalda y el espaldar de la silla de oficina. Al llenar este espacio, se brinda un soporte natural llevando a la pelvis a su inclinación anterior (anteversión), activando de manera automática la alineación correcta del resto de la columna, respetando las curvas fisiológicas.

¿Por qué es necesario el soporte en la parte inferior de la espalda?

Debido a que esta zona en particular, soporta la tensión creada por la parte superior del cuerpo, además de contrarrestar la presión creada por la gravedad.

¿Cuáles son los beneficios de utilizar un soporte lumbar?

La postura saludable que nos induce el soporte lumbar lleva consigo un aumento de la comodidad general al sentarnos en la oficina, una mejor concentración y la disminución del cansancio y la fatiga corporal.
Además es el preventivo ideal de sobrecargas musculares, dolores de cabeza y dolores de espalda crónicos  como la cervicalgias, dorsalgías, lumbalgias, ciática, entre otros, que pueden ser producidos por el estrés en la oficina. El dolor de espalda es entre las enfermedades crónicas la segunda causa de visita al médico.

Estos soportes están diseñados en una maya antitrasnporante de alta calidad que ofrece una “suave tensión de soporte”, resultando confortable a la vez que resistente. Además, por su sistema elástico de sujeción, se adapta a cualquier tipo de silla u auto. Por su parte su estructura de acero liviano evita que pierda su forma con el uso. 

Comentarios

Este artículo del blog no tiene comentarios.

Agrega tu comentario

TU COMENTARIO ES MUY IMPORTANTE: